Un poco de historia sobre la cremallera

La cremallera es una pieza esencial en muchas de las prendas de ropa que llevamos hoy en día. Sin este ingenio consistente en piezas de plástico dentadas que sirven para unir o separar dos partes de un género, tela o membrana. Básicamente, es eso, aunque la cremallera también tiene usos alternativos, como en el caso de los equipajes, en los que permite aumentar o disminuir el volumen de una maleta.

La primera referencia de algo parecido a una cremallera (que, por cierto, en inglés es zipper, un término que se parece muy poco al nuestro) la tenemos con un invento creado por Elias Howe en 1851 que no tuvo demasiada difusión.  En realidad, por lo que parece, el invento de Howe tenía más que ver con un cordón que con nuestro concepto convencional de cremallera. Unos años después, Whitcomb L. Judson inventaría un mecanismo más parecido al sistema actual, que concibió especialmente para calzado. Lo comercializó a través de la Universal Fastener Company, pero todavía no era exactamente el mismo método actual pero ya usaba ganchos y ojos. Con todo, el carro para abrir y cerrar, se sacaba y se guardaba en el bolsillo. Esto probablemente constituyó un problema para su implantación generalizada. El sistema no era tan cómodo e intuitivo, porque se podían abrir algunos ganchos y ojos independientemente. Howe probablemente no le dedicó todo el interés necesario porque estaba bastante ocupado con las máquinas de coser. Después de todo, las había inventado él.

Un paso más hacia la cremallera moderna

La siguiente evolución de la cremallera llegó de manos de Gideon Sundback. Sundback había trabajado con Judson, que murió en 1906, y se había casado con la hija del jefe de planta de su fábrica. El esfuerzo de Sundback llevó a la creación del hookless fastener en 1913, y a su posterior patente en el 17.

Sundback no solo diseñó esta solución: inventó la máquina para fabricarlas. Pero el nombre en inglés vino gracias a B.F.Goodrich en 1923, que lo incorporó a unas botas y calificó el dispositivo como “zipper” y el nombre se quedó para calificar este cierre. De las botas a las bolsas de tabaco, y ahí estuvieron hasta los años 30, cuando empezarían a tener una presencia importante en la ropa infantil.

cremallera fábrica de moda escuela de patronaje

En castellano a veces se utiliza el término cierre éclair, procedente del francés, pero es simplemente una marca comercial de Éclair Prestil SN. La etimología de la palabra es algo rara:  viene del francés crémallière, procedente del  cramaculus, en latín, y de ahí del griego kremastê, que significa “que cuelga’.

http://etimologias.dechile.net/?cremallera

https://en.wikipedia.org/wiki/Zipper

La cremallera es una parte importante para entender el diseño de moda actual. Si quieres saber más sobre diseño de moda, patronaje, o quieres matricularte en los cursos de Fábrica de Moda, puedes contactar mediante Whatsapp al (+34) ) 661 574 434, o un correo electrónico a fabricademoda@fabricademoda.com.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *